Avanza 1 paneles

       Barrio de San José - Las Palmas de G.C.

Retrocede 1 paneles

              BLOG DE NOTICIAS

Sabíamos que ………. El barrio de San José también tuvo «Latoneros»

El Barrio de «San José» y sus oficios

«Latonero«

 

En Canarias este oficio se conoce con la denominación de latonería, pues la materia prima principal utilizada por los latoneros es el latón. Otra de las características de este oficio es el reciclado de las chapas de objetos ya elaborados como latas de aceite, pescado, etc.

La latonería es un oficio con gran arraigo en Canarias, que desde hace varias décadas ha visto como desciende considerablemente sus oficiantes. Hasta mediados del siglo XX habían latoneros en casi todos los pueblos de la Isla.

En nuestro barrio teníamos a excelentes latoneros como:

Antonio Suárez Bossa “Antonio Bolsa” que estaba en el mismo Paseo de San José, frente a la antigua Carbonería al margen izquierdo en dirección sur.

Gregorio Cabrera Coruña, en la calle Espuma, cerca de los “Siete Culos”.

El “Cocinilla” y el “Bujía” en la calle Sor Brígida Castelló, trasera del Real Sporting San José.

El latonero además de ofrecer sus productos en el mercado, también proponía sus servicios para la reparación de aquellas piezas que se estropeaban. Este es un trabajo que sólo lo realizaban los hombres, y que requería el conocimiento de una técnica de trabajo, que era sencilla a la par que específica y laboriosa. El oficio era de transmisión de padres a hijos, por lo que casi siempre se ha desarrollado dentro del contexto familiar.

Hubo épocas de mucha producción, por ello la dedicación era exclusiva, pero hoy ésta es más de decoración que de uso domestico. Esta ocupación mantiene mucha relación con la herrería, y su centro más activo es Teror, de donde se dice que son los mejores latoneros de la Isla. Losproductos elaborados por estos oficiantes han sido portadores del tipismo canario en fiestas y romerías, desde el momento que dejaron de usarse de manera práctica. La demanda que existía del producto del latonero ha caído por el cambio de una economía tradicionalmente agrícola a una dependiente del sector servicios. Podemos sumar como factor determinante de la desaparición de este producto la llegada del plástico, la electricidad, y del acero inoxidable que hicieron decaer este tipo de producción.

El taller se localiza en la vivienda familiar, el oficio requiere de un lugar específico dadas las características del trabajo, aunque este no tiene porqué ser de grandes dimensiones. Se hace indispensable contar con mobiliario específico, una mesa alta de trabajo sobre la que elaborar las piezas y que normalmente se instala en uno de los laterales del recinto, adosada a la pared. En la mesa las herramientas y piezas de hierro que se utilizan como soportes para modelar las planchas de lata son: un tubo, el yunque plano, etc. En medio y cerca de la mesa suele haber un gran tronco de madera sobre el que se deposita un yunque plano, empleado para descansar la plancha de metal sobre la que esté trabajando y poder golpearla con el fin de modelarla. Algunos talleres llevan adosado un pequeño almacén donde se amontonan las piezas mayores y el conjunto de la producción no vendida.

Los utensilios usados por los latoneros se caracterizan por ser un grupo muy variado y amplio. Estas herramientas las podemos diferenciar por su función:

  • Herramientas de corte: Tijeras corta-latas.
  • Herramientas de perforación: Puntero (se usa para abrir agujeros), punzón (se utiliza para marcar la hojalata), taladro manual.
  • Herramientas de percusión: Martillo (de dos tipos: martillo de cabeza redonda y martillo normal de carpintero), el mazo de madera, yunque plano (de hierro rectangular que se usa como base para depositar las láminas y golpearlas), yunque (también de hierro).
  • Herramientas de sujeción: Alicate, tenaza, pinza.
  • Herramientas de soldadura: Soldador, cocinilla, piedra monear (es una piedra con alto contenido de ácido clorhídrico, que se usa para limpiar el soldador al friccionar su filo sobre ella).
  • Herramientas de medición: Compás, escuadra, regla, metro, etc.
  • Herramientas de trazado: Plantillas (moldes que forman las piezas, pueden ser en cartón, hojalata o en acero galvanizado, se usan para repasar el contorno con un punzón).
  • Herramientas de retocado o de torsión: Cola de pato (una pieza de hierro usada como trinca para cortar el metal y como soporte para hacer las pestañas de los bordes), la máquina universal o revoldeadora (también conocida como máquina torneadora, se usaba para moldear las distintas fracciones que conforman cada objeto. En esta máquina se rematan las esquinas de las piezas y se afirman los empates finales, sobre todo las bases), máquina plegadora (se usa para dar forma de «U» o de ángulo recto), maza de plomo (para conseguir modelados circulares), tubo de hierro (para modelar circularmente).

Los materiales que se utilizan son: Lata y chapa galvanizada (compuestas por una aleación de plomo y estaño recubierta de zinc), estaño (puro o rebajado con plomo o zinc, se usa como soldadura), ácido clorhídrico para soldar, cristal (para los faroles), alambres, una piedra de sal, petróleo (para las cocinillas donde se calientan los soldadores), gas (también para las cocinillas más modernas) y tela de paño (tela metálica de alambre trenzado para hacer los coladores). Las planchas de mejor calidad se importan desde Inglaterra y desdela Península. Con la llegada de las latas como contenedor de productos como el aceite, los artesanos las reutilizaron vacías, como materia prima para sus productos. Este material reciclado tiene un inconveniente, es un material muy delgado, circunstancia que dificulta la correcta manipulación y la estabilidad de la forma final de la pieza elaborada. La chapa galvanizada es un material más rígido y grueso que la lata, que ofrece más dificultades para su manipulación pero a su vez presenta una mayor resistencia al paso del tiempo.

Su proceso de producción sigue el siguiente esquema:

1º – Trazado de la pieza.

2º – Corte del material, que se hace con una tijeras para metal.

3º – Modelado de la pieza.

4º – Unión o empate de las diferentes partes.

5º – Colocación de refuerzos.

6º – Realización de las asas, si fuera el caso.

7ª – Soldadura y lavado de la pieza.

Con frecuencia acumulan piezas inacabadas debido a que organizan su trabajo de tal modo que elaboran primero los fragmentos sueltos de cada uno de los objetos, para luego engarzarlos y soldarlos. Con esta forma de trabajar, los artesanos agilizan y rentabilizan el proceso de producción. La mayor parte del proceso de elaboración se realiza de pie, a excepción de la fase de soldadura, en la que el artesano se sienta, para tener más punto de apoyo, ante la precisión que necesita esta fase del trabajo.

Algunos de los productos elaborados por los latoneros son: lecheras, regaderas, foniles, faroles, aceiteras, cubos, cacharros para el gofio, palas, palmatorias, candil, etc. Todas estas piezas eran muy usadas en los hogares canarios, pero hoy en día han pasado a convertirse en objetos decorativos. También los latoneros realizaban los arreglos para ajustar las piezas que se estropeaban con el uso, como por ejemplo poner fondos de calderos, soldar asas, etc.

Podríamos pensar que este tipo de producto estaba limitado al uso doméstico, pero no es así, podemos encontrar útiles agrícolas como: regaderas, azufraderas, calabazos. O también podemos encontrar objetos relacionados con otras actividades económicas: palas de tenderos, vasos de medidas estandar de 1/4,1/2, y un litro, para las tiendas.

En esta actividad la pieza más representativa es el farol, además de ser la que más demanda tenía y tiene, fabricándose en diversos tamaños y formas.

 

Artículo: Carmelo Ramírez Pérez – Noviembre-2011

Fuente: Fedac

 

Vive la web de tu barrio «www.barriodesanjose.com«

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by wp-copyrightpro.com